El presidente de la República, Guillermo Lasso, anunció que el Gobierno Nacional “no va a negociar con quienes mantienen al Ecuador como rehén; con quienes atacan a nuestras fuerzas de seguridad y juegan con la salud y la vida de los ecuatorianos.

Mientras no existan las garantías necesarias, no se puede continuar con el proceso de diálogo”.

Esto debido a los recientes actos terroristas que se han registrado en el país. El Mandatario lamentó que, durante la madrugada de este martes 28 de junio, un convoy que custodiaba tanqueros de combustible en Shushufindi fue atacado por 100 violentos con lanzas y armas de fuego. Producto de este repudiable hecho, falleció el sargento de las Fuerzas Armadas José Chimarro, esposo y padre de dos hijos, y cayeron heridos 12 miembros de la Policía Nacional y de las Fuerzas Armadas, varios de ellos de gravedad.

Además, en Azuay se ha impedido el paso de un convoy que transporta oxígeno para los enfermos graves en los hospitales de la provincia. “Estamos a horas de que mueran personas por la falta de oxígeno. Es un acto criminal jugar con la vida de inocentes”, dijo.

El Jefe de Estado aseguró que el país ha sido testigo de todos los esfuerzos que se ha hecho para entablar un diálogo fructífero y sincero. Y, se ha dado respuestas concretas a las demandas de los pueblos y nacionalidades indígenas.

Sin embargo, “no volveremos a sentarnos a dialogar con Leonidas Iza, quien solo defiende sus intereses políticos y no los de sus bases”, aseguró.

El Mandatario envió un mensaje: “hermanos indígenas, merecen más que un oportunista como líder, que los ha engañado a ustedes y a todo un país, estamos listos a atender sus demandas, porque sabemos que el Estado ha olvidado al campo y sus comunidades desde hace más 40 años. Vamos a trabajar por ustedes con soluciones efectivas”.

Y añadió, “solo cuando se cuente con legítimos representantes de todos los pueblos y nacionalidades del Ecuador, que busquen verdaderas soluciones y estén abiertos a un diálogo real y franco, regresaremos a la mesa de diálogo”.

Finalmente, aclaró a los ecuatorianos que las fuerzas del orden continuarán custodiando la seguridad y el bienestar de los ciudadanos que quieren trabajar y vivir en paz: “Hago un llamado a todos los ecuatorianos: profesionales, empresarios, maestros, transportistas para que unidos, hagamos frente a esta violencia que pretende radicarse en el Ecuador. Tenemos que defender la democracia”.

Artículo anteriorEstas son las provincias con mayores problemas de abastecimiento de alimentos, gasolina y gas
Artículo siguienteMunicipio de Yantzaza desarrollará cursos vacacionales