«Rechazó totalmente la persecución política que estoy viviendo desde hace seis meses. No más violencia política», reaccionó la prefecta de Santo Domingo.

Johana Núñez, prefecta de Santo Domingo de los Tsáchilas, se pronunció luego del allanamiento efectuado por Fiscalía a las oficinas de esta institución, la mañana de este martes 23 de noviembre.

La autoridad provincial consideró que se trata de una persecución política en su contra y «rechazó la forma en la que se quiere hacer política en Santo Domingo».

«Esto es persecución política y siempre voy a estar con la cara bien en alto, transparentemente defendiendo nuestro accionar desde el GAD provincial porque lo hemos hecho en estos dos años», sostuvo Núñez.

Ayer, agentes de la Fiscalía General del Estado y Policía Nacional allanaron las oficinas del edificio de la Prefectura de Santo Domingo, como parte  de la investigación por el presunto delito de peculado, tras detectarse irregularidades en la construcción de una obra vial.

El allanamiento estuvo a cargo del fiscal provincial de Pichincha, Alberto Santillán Molina. Las autoridades analizaron documentación e indicios relacionados a este proyecto vial.

Frente a estos hechos, la prefecta, a través de su cuenta de Twitter, pidió frenar lo que consideró como violencia política:
«Rechazó totalmente la persecución política que estoy viviendo desde hace seis meses. No más violencia política. Hemos trabajado estos dos años seis meses con total transparencia». 
VIAFiscalía, Prefectura de Santo Domingo
Artículo anteriorAlcantarillado en el barrio Pitá es una realidad
Artículo siguienteFallece Jorge Leonardo Maurad Ortega