Verónica Artola, gerente general del Banco Central del Ecuador, durante una rueda de prensa sobre la evaluación de las pérdidas económicas del paro nacional ocurrido en octubre de 2019, en un auditorio del BCE.

El 26 de marzo del 2021, Verónica Artola, gerente general del Banco Central del Ecuador (BCE), ofreció una rueda de prensa para informar la situación laboral del candidato correísta por la Unión por la Esperanza (UNES), Andrés Arauz, en esa institución en los últimos años.

En declaraciones a través de una reunión con los medios de comunicación por la plataforma Zoom, Artola señaló que Arauz era servidor de carrera desde octubre del 2007, que el BCE concede licencias con y sin remuneración por estudios para sus funcionarios desde el 2017, que Arauz solicitó esta licencia sin remuneración por estudios en el 2017 y por el lapso de cuatro años.

Posteriormente, Arauz fue desvinculado de la institución, en mayo del 2020, por el proceso de compra de renuncias obligatorias, en el marco de la política pública de austeridad y amparados en el Decreto Ejecutivo 813, expedido en julio del 2011, que incorporó “la figura de compra de renuncia obligatoria con indemnización para procesos de reestructuración, optimización o racionalización”.

El BCE aplicó esta figura legal en 21 ocasiones, una de esas fue la desvinculación en mayo del 2020.