Emprendedores de Zamora se ven afectados por presencia de vendedores informales, comerciantes piden a las autoridades de la ciudad resolver la situación, aducen que esto daña la imagen de la ciudad y reduce ventas de quienes sí cumplen con normativa legal.

Adornos navideños, juguetes, bicicletas, relojes, ropa, coches para bebé, son algunos de los productos que tienen gran venta durante las fechas festivas del mes de diciembre como son Navidad y Fin de Año.

Quienes tienen locales comerciales y cuentan con los respectivos permisos afirman que realizan inversiones económicas importantes y significativas, esperando recuperar todo con las ventas de Navidad y Fin de Año.

Por ello aplican estrategias de ventas como ofrecer variedad de productos, descuentos especiales, ofertas, a fin de atraer a los clientes.

Sin embargo, su actividad se ve afectada por la presencia de vendedores ambulantes, quienes han copado por completo las calles de la ciudad de Zamora, ofertando todo tipo de artículos a precios que perjudican a los comerciantes locales.

Yolanda Aguilar, propietaria de un bazar en donde ofrece variedad de productos, se ve afectada y pide a la ciudadanía tomen cartas en el asunto, ya que cada día crece desmedidamente.

“Hemos realizado en reiteradas ocasiones el pedido a las autoridades municipales para que reubiquen a los vendedores, no estamos reclamando que no los dejen trabajar, pero deben hacerlo ordenadamente, respetando y ubicados en un lugar adecuado, en esta forma informal, afectan el comercio local, ensucian las calles y se van, han hecho de las calles una feria libre y nadie controla”, dijo la comerciante.

Eduardo Yunga, al igual que la mayoría de comerciantes, también ha invertido un gran capital adquiriendo productos para ofertar en estas fechas, sin embargo, también se ha visto afectado por los vendedores informales.

Según Yunga, en su local sí se han registrado ventas debido a que sus productos como son bicicletas, coches para bebé, relojes, entre otros, tienen seguridad y garantía, pero la afectación que tiene sus compañeros es evidente.

“Mis compañeros comerciantes están siendo afectados en sus ventas ya que los comerciantes informales manejan precios desleales, para quienes debemos pagar una renta, tenemos los permisos y pagamos nuestros impuestos, esperamos que las ventas se incrementen en estos días y las autoridades nos ayuden a controlar esta situación”, acotó Eduardo Yunga.

Finalmente, los comerciantes hicieron un llamado también a la ciudadanía para que compren sus regalos en el cantón, apoyen a los emprendedores locales ya que los comercios de la ciudad también ofrecen variedad de productos y precios accesibles.